3 razones para ser un buen vecino durante el brote de coronavirus

En medio de la pandemia del coronavirus, te puede ser fácil encerrarte en casa y concentrarte en mantenerte a salvo junto con tus seres queridos. Pero a medida que todos se acomoden en lo que serán unos meses inusuales, puede ser momento de poner en práctica viejos refranes, como, por ejemplo: “compartir es querer”, o: “un amigo que te ayuda en tiempos de necesidad es un amigo de verdad”.

 

Ahora más que nunca, tu vecino puede necesitar una mano amiga, y tú puedes ser un buen vecino mientras practicas el distanciamiento social. Por ejemplo, puedes llamar o enviar un mensaje de texto a tu vecino para ponerte en contacto con él. Si no conoces el número de tu vecino, puedes dejar una nota en su buzón o debajo de la puerta.

 

Independientemente de cómo te pongas en contacto, aquí hay tres razones para cerciorarte si hay algo que puedas hacer por tu vecino, para ayudarle durante la pandemia de coronavirus:

 

Puedes ayudar a mantener seguro a alguien con mayor riesgo

 

Cualquier persona puede contraer COVID-19. Pero algunos tienen mayor riesgo de desarrollar enfermedades graves, que otros, incluyendo quienes:

  • Personas mayores de 65 años.
  • Personas con una o más enfermedades crónicas.

Todos estamos evitando el contacto cercano y las multitudes en este momento, pero quedarte en casa tanto como sea posible es aún más importante para las personas que están en mayor riesgo.

 

Incluso aquellos que se abastecieron de alimentos y artículos esenciales para el hogar están obligados a salir eventualmente. Posiblemente no sepas si tus vecinos están en alto riesgo, pero siempre es bueno cerciorarte si hay algo que puedan necesitar.

 

Puedes ayudar a "aplanar la curva"

Entre menos personas haya comprando en las tiendas de autoservicio será mejor. El distanciamiento social consiste en evitar las multitudes y el contacto cercano en un esfuerzo por prevenir la propagación del coronavirus. También reduce la cantidad de casos de coronavirus que ocurren en cualquier momento, minimizando así la carga inmediata sobre los hospitales y nuestro personal de atención médica.

 

En la era digital de las aplicaciones de transferencia de dinero, entregas a domicilios, la mensajería de texto, puede ser hora de que tus vecinos y tú consideren la posibilidad de hacer compras en conjunto. La meta final es simple: hacer tu parte para limitar el número de personas afuera en cualquier momento.

 

Antes de dirigirte a la tienda para recoger tus suministros, considera preguntar a tus vecinos si hay artículos que necesiten. Una vez establecido ese buen compañerismo, también podrás sentirte cómodo preguntándole a tus vecinos sí podrían hacer lo mismo por ti.

 

Ser amable es bueno para tu salud

La investigación muestra que ser amable con otras personas, ya sean seres queridos o extraños, aumenta tu felicidad y bienestar.

 

Y la ciencia sugiere que los beneficios de ser amable no terminan ahí. La evidencia muestra que practicar el altruismo y mostrar compasión puede provocar la producción de oxitocina y dopamina. Estas son las hormonas de amor y también las hormonas del "sentirse bien", a menudo asociadas con calidez emocional y el placer.

 

Lo cual significa que ayudar a tu vecino a través de un acto de bondad no solo le beneficia a él, sino a ti también.

Live Chat Available