¿Cuánto tiempo es demasiado de sufrir dolor de espalda?

Lidiar con el dolor de espalda puede hacer que tu día sea más largo. Incluso tareas simples te pueden parecer abrumadoras si sufres dolor de espalda; como por ejemplo levantar la bolsa del supermercado.

 

 La causa del dolor de espalda baja puede ir más allá de esa torsión o levantamiento que provocó el malestar en un principio, y para prevenir el dolor futuro debemos llegar a la fuente que lo causó en primera instancia.

 

"Si esperas a que el dolor de espalda se vuelva debilitante, habrás esperado demasiado", dice el Dr. Hosun Hwang, especialista en columna vertebral del Hospital Houston Methodist. "En la mayoría de las personas, el dolor de espalda se disipa en aproximadamente una semana o dos, pero si tu dolor es prolongado o crónico, es momento de ver a un especialista en columna vertebral".

 

¿Qué causa el dolor de espalda?

El dolor de espalda baja puede ser leve y continuo. Puede ocasionar ardor o dolor inespecífico que fluctúa en intensidad de leve a intenso. Puede deberse a una lesión deportiva, torcedura o levantamiento de algo pesado, o también por trabajar en tu patio.

 

El Dr. Hwang dice que el dolor de espalda puede sucederle a cualquiera, pero algunos factores pueden aumentar su riesgo, como por ejemplo:

  • Edad: los adultos mayores pueden ser más susceptibles a la osteoartritis y al deterioro de los discos.
  • Ocupación: las personas cuyos trabajos requieren flexiones repetitivas, levantamiento de objetos pesados, o largos períodos de pie o sentado tienen más probabilidades de sufrir dolor de espalda.
  • Peso: el exceso de peso estresa nuestra columna vertebral y a los músculos de la espalda
  • Nivel de actividad: tener un estilo de vida sedentario, así como músculos de la espalda débiles y falta de fuerza central, hacen que sea más fácil lesionarnos la espalda.
  • Fumar: Este hábito disminuye el flujo sanguíneo, reduce la capacidad del cuerpo para sanar y aumenta el riesgo de osteoporosis

 

"El dolor de espalda crónico puede ser causado por una variedad de afecciones subyacentes", explica el Dr. Hwang. "Un especialista en columna vertebral tiene la experiencia necesaria para determinar la causa de tu dolor de espalda crónico, ya sea por artritis espinal, ciática, discos herniados, etc. y así desarrollar un plan de tratamiento que pueda resolver el problema o al menos mejorar tu calidad de vida".

 

¿Cuándo ver a un especialista en columna vertebral por dolor de espalda crónico?

A veces, el dolor de espalda aparece rápidamente, y sabemos exactamente qué lo causó. Después de un poco de estiramiento, descanso y analgésicos podrías mejorar, siendo importante recordar que, al levantar peso, debemos flexionar las rodillas al agacharnos, para ayudar a nuestra espalda en el levantamiento.

 

Pero, en otros casos, las personas que experimentan dolor de espalda piensan: “ni siquiera recuerdo cuándo comenzó, qué hice para causarlo”. La realidad es que la fuente del dolor de espalda no siempre es evidente, lo que también puede dificultar saber cuándo es el momento de ver a un experto.

 

El Dr. Hwang menciona que los siguientes cinco signos probablemente indican que es hora de ver a un especialista en columna vertebral para el dolor de espalda:

 

  1. Tu dolor es severo. Si bien algunos dolores de espalda son leves o moderados, el dolor de espalda intenso es constante. Suele empeorar cuando estamos descansando, o por las noches.
  2. Tu dolor es persistente. Si tu dolor de espalda dura más de tres meses, se considera crónico y puede requerir un plan de tratamiento personalizado.
  3. Tu dolor va más allá de la espalda. Si tu dolor se extiende hacia la pierna, tienes entumecimiento o debilidad en las caderas o las piernas, o sientes hormigueo en las piernas y los pies, puede ser una señal de que hay presión en tu columna vertebral.
  4. Las actividades rutinarias se han vuelto difíciles. Si tu dolor de espalda ya está afectando la manera en que realizas tus tareas cotidianas, evita que te debilite al punto de impedirte hacer las cosas que disfrutas.
  5. Tienes otros síntomas que te preocupan. Raras veces el dolor de espalda es signo de una afección médica grave, como una infección espinal o un tumor espinal. Si tu dolor de espalda va acompañado de fiebre, pérdida de peso inexplicable o problemas intestinales o urinarios, contacta a tu médico.

 

Si experimentas alguno de estos signos, un especialista en columna puede investigar la causa subyacente de tu dolor de espalda, mediante pruebas de imágenes como rayos X, tomografía computarizada, resonancia magnética o mielografía.

 

Un mielograma utiliza un medio de contraste inyectado en el canal espinal con una tomografía computarizada para evaluar la columna vertebral. O bien, tu especialista puede recomendar una electromiografía (EMG), que es una prueba de tus músculos y nervios.

 

"Hay varias formas de tratar el dolor de espalda crónico, incluidos los medicamentos, la fisioterapia, las inyecciones y la cirugía, y la mejor opción de tratamiento generalmente depende de la causa y la gravedad del dolor", dice el Dr. Hwang. "Siempre comenzamos usando el tratamiento menos invasivo y más efectivo. Sin embargo, la cirugía puede ser necesaria en algunos casos".

 

Independientemente de lo que te esté causando el dolor de espalda, un especialista en columna tiene la experiencia necesaria para diseñar un plan de tratamiento dirigido a resolver tu dolor de espalda baja y mejorar tu calidad de vida.

 

Próximos pasos

Comunícate con Servicios Globales de Cuidados a la Salud del Hospital Houston Methodist al +1.713.441.2340 para encontrar un especialista en columna que pueda tratar tu dolor de espalda.

Live Chat Available